“Les Revenants”, a tráves de la Laguna Estigia

Un autobús escolar circula por una carretera de montaña. De pronto, el vehículo pierde el control y se despeña por un precipicio. Una noche, tiempo después, una de las niñas de aquella excursión regresa al pueblo asolado por la tragedia. Aturdida y hambrienta, Camille entra en la cocina de su casa y se prepara un sándwich, ajena a lo ocurrido. Su madre, que un momento antes velaba la fotografía de su hija muerta, se queda de piedra. Así es el arrollador inicio de Les Revenants, la serie francesa producida por Canal +.

En 2012 la ficción del país vecino, a caballo entre el drama y el género fantástico, entusiasmó a crítica y espectadores. El auge de la temática zombi, liderado por el gore estadounidense, también ha sido un filón para las producciones europeas, que han aportado perspectivas alternativas. El thriller de supervivencia se complementa con el relato social e intimista. Ahí están 28 días después (Reino Unido, 2002) o Rec (España, 2007) para aportar una buena ración de vísceras, pero también se descubren joyas como In the flesh (Reino Unido, 2013), para agitar las conciencias sobre la discriminación social.

Tres años después de aquel fulgurante estreno, llega la segunda temporada de la serie que ganó el Grammy internacional para Francia.

Les Revenants trata de lo que ocurre cuando gente muerta, que no sabe que lo está, vuelve desde distintas épocas a una pequeña población transalpina con la intención de retomar sus “vidas” en el punto donde la dejaron. O desde el punto de vista de los “retornados”: ¿Qué pasa cuando en un abrir y cerrar de ojos el tiempo se ha esfumado sin percatarte, a veces varios años, y el mundo a tu alrededor te daba por muerto? Un camino de ida y vuelta, donde el reencuentro con seres queridos y las nuevas relaciones personales que surgen a partir de esta resurrección conforman un drama humano con amplias dosis de misterio.

Los primeros guiones de la serie cuentan con la firma del reconocido escritor Emanuel Carrère, aunque luego se apartó de la serie por diferencias con los ejecutivos de la cadena, como cuenta al principio de una de sus novelas de no ficción. Los ocho capítulos de la primera temporada demuestran el savoir faire de su director, Frabrice Gobert; con una cuidada presentación de personajes; una notable fotografía de Patrick Blossier, que transporta a la Twin Peaks de Lynch; y un manejo del suspense a fuego lento verdaderamente llamativo. De esto sabe mucho uno de los maestros, Stephen King, que se estrenó en la red social Twitter en 2013 alabando la serie:

“Viendo The returned. Terrorífica y sexy. Es divertido ver una serie extranjera que no ha sido americanizada. Ese niño, Víctor, me está dando pesadillas”. Sin duda, de los personajes más inquietantes. Todo el reparto completa un trabajo muy sólido en la interpretación. Por si fuera poco, la atmósfera fría de la serie es arropada por la estupenda y minimalista banda sonora compuesta por los escoceses Mogwai.

Les revenantas, víctorNo obstante, y sin desmerecer lo anterior, Les Revenants tiene cabos sueltos. El gusto público decidirá cuán importantes son. La trama mantiene en todo momento la tensión, pero abre demasiadas incógnitas para atraer la atención del espectador, que no encuentran solución al final de la primera tanda de episodios. ¿Se resolverán en la temporada que ahora comienza?

Han pasado seis meses desde los acontecimientos que convulsionaron el pueblo de los protagonistas, y la ley del silencio impera entre los habitantes que aún no se han marchado. Buena parte de las calles permanecen inundadas. Continúa el misterio en torno a la presa que contiene el pantano, con la llegada de un nuevo ingeniero que investiga las inexplicables filtraciones. Un embarazo de lo más enigmático está a punto de ver la luz. Una travesía bajo la luna por una suerte de Laguna Estigia indica que habrá que seguir atentos a los símbolos y referencias que caracterizan la serie. Sobre todo al agua, que suele representar la vida, a veces también la muerte (cuando no fluye), pero que aquí sin duda es un puente entre dos mundos.Quizá es un buen momento para hacer un maratón de la primera temporada.

les revenantsPublicado en The Way Out Magazine (01/10/2015)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s